we

Los sueños se encuentran entre las experiencias humanas más personales y misteriosas. Son también uno de los más efímeros. Los recuerdos de nuestros sueños son a menudo incompletos y fugaces. Puedes despertarte del sueño con recuerdos nítidos y vívidos, y fuertes emociones residuales, solo para perder esos recuerdos rápidamente, a menudo en tan solo unos minutos. Gran parte de la experiencia de soñar no se recuerda ni se registra, aparentemente más allá de nuestro alcance.

Foto: i.ytimg.com

 

Es fascinante aprender sobre los sueños, descubrir patrones y temas que aparecen en los sueños a través de culturas y edades, y especular sobre el propósito de los sueños en nuestras vidas. ¿Alguna vez te has preguntado cómo los científicos realmente estudian los sueños? Es un esfuerzo desafiante, que ha evolucionado a lo largo de muchas generaciones de investigación científica. Hoy en día, nuestra capacidad para recopilar e interpretar información científica sobre los sueños está creciendo en direcciones interesantes, a medida que la tecnología abre nuevas oportunidades para observar el cerebro onírico.

Foto: darussalamblog.com

 

Podemos pensar en el estudio científico de los sueños de diferentes maneras. Un enfoque de la investigación de los sueños implica el estudio del contenido de los sueños: los temas, las emociones, las imágenes y los eventos que ocurren y se desarrollan dentro de los mismos sueños. Otro aspecto de la investigación de los sueños es observar la actividad del cerebro y el cuerpo mientras se produce el sueño. Estas dos amplias avenidas a menudo se cruzan entre sí, con investigaciones científicas que examinan tanto el contenido de los sueños como la mecánica de los sueños. Algunos de los avances más recientes e iluminadores en la investigación de sueños hacen precisamente eso. Ambas formas de investigar los sueños pueden arrojar luz sobre la naturaleza y el propósito detrás de nuestra muy complicada y convincente capacidad de soñar.

Foto: everydaypowerblog.com

 

A lo largo de la historia humana, las personas han tratado de analizar, interpretar y decodificar sueños. Las culturas antiguas a menudo consideraban los sueños como comunicaciones místicas y divinas, y se confiaba en que los intérpretes de los sueños como practicantes sabios y traductores de los significados y mensajes de los sueños. Los estudiosos clásicos, incluidos Platón y Aristóteles, desarrollaron un marco para interpretar los sueños como expresiones de deseos inconscientes. Los estudios de psicoanálisis de los siglos XIX y XX profundizaron profundamente en la interpretación de los sueños, y se basaron de diferentes maneras en la idea de que los sueños eran un terreno en el que había que lidiar con impulsos no cumplidos e inconscientes.

Foto: cdn2.alphr.com

 

Los científicos del siglo XX implementaron estándares científicos nuevos y rigurosos para el estudio de los sueños, analizando el contenido de los sueños en experimentos cuidadosamente diseñados y controlados utilizando métodos estadísticos y empíricos. A lo largo de este vasto período de investigación histórica, hay algo que todos estos enfoques tienen en común: el informe de los sueños. Una gran mayoría de la investigación científica sobre los sueños se ha basado en la recopilación de detalles sobre los sueños de los soñadores. Los informes de sueños y las revistas de sueños se han recopilado en innumerables números, y han formado la base para descubrimientos innovadores e importantes sobre los sueños.

Foto: s.aolcdn.com

 

Este método de uso de informes de sueños y diarios de sueños como base para la investigación científica todavía se usa activamente en la actualidad. Los informes de los sueños se recopilan en los laboratorios del sueño bajo condiciones controladas, a menudo despertando a los durmientes a intervalos específicos para recuperar la información del sueño. Entre otras cosas, este método de estudio de los sueños ha permitido a los científicos establecer asociaciones entre las características de los sueños y ciertas fases del sueño, tanto el sueño REM como el sueño no REM, y vincular las experiencias de sueño con actividades neurológicas específicas. Los científicos también utilizan informes de sueños que han sido creados por personas que duermen en sus hogares, en su entorno natural de sueño.

Foto: www.amerisleep.com

 

La investigación que utiliza técnicas de imágenes cerebrales ha permitido a los científicos explorar una amplia gama de teorías sobre el propósito y la función de los sueños. Entre otros, los científicos están investigando activamente las ideas de que los sueños son una extensión de la conciencia de vigilia, que los sueños son una especie de espacio de ensayo para que la mente juegue en situaciones potencialmente amenazantes o difíciles de la vida de vigilia, y que los sueños son la forma en que el cerebro se une. Una narrativa a partir de los impulsos eléctricos que genera durante el sueño. La imagen cerebral permite a los científicos explorar el posible papel de los sueños en la creación de la memoria, así como la posible función de los sueños en el procesamiento de las emociones. Estudios recientes que utilizan técnicas de imágenes cerebrales han proporcionado a los científicos nuevos detalles sobre las características de los sueños lúcidos, una forma de soñar en la que el soñador tiene conciencia de estar en un sueño y puede manipular y controlar sus sueños.

Foto: wallpaperstock.net

 

Algunas de las últimas investigaciones de sueños combinan imágenes del cerebro con informes de sueños para examinar tanto la actividad neuronal como el contenido de los sueños. Algunos investigadores de sueños están utilizando una técnica llamada decodificación neural para descifrar e incluso predecir imágenes visuales en sueños, basadas en observaciones de la actividad cerebral.

Foto: www.dreamsconventioncentre.com

 

Los sueños son un área de investigación convincente para los científicos, en parte porque todavía hay mucho que aprender acerca de cómo y por qué soñamos. A pesar de toda la atención científica que se presta a los sueños, muchas de las preguntas más fundamentales e importantes acerca de los sueños siguen sin respuesta. Para los científicos, los sueños son, al menos por ahora, un misterio incesantemente tentador.

Foto: http://tinytidbits.in