pensamientos tarjeta e1542060047511

Todos hemos visto Inception, pero en dado caso de que no lo hayas hecho porque aun no vives el 2010, trata de un grupo de personas que se meten en los sueños de los demás para poder implantar ideas de tal forma que crean que las pensaron ellos mismos. La realidad es que puedes hacer esto según psicólogos, y la mejor parte es que no necesitas meterte en los sueños de nadie para que suceda; hay ciertos trucos mentales de los que puedes echar mano y llegar a tu objetivo.

También es buen momento para advertirte: Esta sabiduría es pasada a ti para usarla bien, no para convencer a la gente de cosas malas, en ese caso deja de leer ahora mismo y no nos vuelvas a hablar en la vida, o por lo menos hasta mañana.

NUNCA HABLES DE LA IDEA, SOLO TOCA TEMAS ALREDEDOR DE ELLA

Hay personas a las que es muy difícil convencer de hacer algo, sobre todo cuando saben que la idea viene de alguien que no son ellos mismos, por lo que la mejor forma de actuar es convencerlos de que la idea surgió de su propio cerebro.

Según expertos, la clave es tener paciencia, ya que es un platillo que se va cocinando lento, es decir, poco a poco tienes que tocar temas que orillen a las personas a tomar decisiones cuyo destino final sea tu idea. Suponiendo que estas tratando que tu pareja comience a comer de manera más saludable, primero comienza a hablar sobre acciones que tú estas tomando, como buscar gym’s, o tu nuevo gusto por las ensaladas; posteriormente puedes hablar de otras personas cuya alimentación las ha perjudicado, todo esto sin poner un énfasis demasiado intenso, ya que si lo haces mal va a notar tus intenciones. Al final, hay una alta probabilidad que “se le ocurra” comer más sano y dejar la chatarra por un tiempo.

LO CREAS O NO, LA PSICOLOGÍA INVERSA FUNCIONA

Parece ser tal vez el temas más trillado en Hollywood, todo mundo habla de la psicología inversa y lo peor es que los ejemplos son tan burdos que hasta parece una idea ridícula y mal ejecutada. En realidad, cuando se aplica bien y sin intenciones de que la otra persona se dé cuenta de lo que estás haciendo, los resultados son, en la mayoría de las veces, satisfactorios.

No se trata de llegar y decir “Odio que hagas esto”, o “Me choca que me regalen cosas”, la psicología inversa funciona a partir de sugerir lo contrario de lo que quieres para obtener justo o que quieres, es decir, aprovecharte de la reacción que tiene una persona a oponerse a ser persuadido por las ideas de alguien más.

Es como cuando quieres ver una película en el cine pero sabes que la otra persona se va a negar a ver lo mismo que tu quieres, por lo que si muestras poco interés gracias a la reseña que dio un tercero, puedes persuadir a tu acompañante. Es decir:

“Quería ver Avengers, pero leí que es muy mala, mejor no nos arriesguemos”

Por supuesto, el esfuerzo depende en gran parte de la actuación que tengas, ya que como lo mencionábamos antes, gracias a la manera en que el tema se ha tratado en la cultura pop, es muy probable que hagas evidentes tus intenciones. Entre más convencido estés de lo que estás diciendo, más probabilidades de éxito tienes.

También hay que aclarar, que no son reglas de vida, únicamente son formas que pueden hacer más efectiva tu capacidad de persuasión, así que ZDU no se hace responsable si no pudiste convencer a la nación de hacer un golpe de estado.